los miedos y su falta de lógica

¿Los miedos tienen alguna lógica?

y… ¿qué es el miedo?

No quiero hablar de los miedos relacionados con las fobias, ya que esos son innumerables, además, seguro que quedarían mejor en un blog de psicología pura y dura.

Yo quiero hablar de otro tipo de miedos, de aquellos que nos impiden avanzar, de los que nos “prohíben” hacer algo en la vida, de los que nos retienen sin sentido alguno, de los que hacen que, con los años, nos arrepentintamos de lo que no hemos hecho.

¿A que a todos os suena éste tipo de miedos?

Como siempre digo en todas mis sesiones, cada suceso tiene un principio, y los miedos no van a ser menos. Con ésto quiero decir, que si tenemos miedo a algo, ya sea situación, persona o suceso, debe haber un motivo real para ese miedo.

Y no creáis, que me siento como si hubiera descubierto algo único, simplemente, me dedico a recordar lo que todos ya sabemos:

siempre hay un comienzo para todo, para lo bueno y para lo malo.

Si tenemos miedo a, por ejemplo, mantener mucho tiempo una relación, puede ser originado por malas experiencias de nuestro pasado, que, llegado cierto momento, desencadenan unas ganas locas de salir corriendo de la pareja actual.

No tiene por qué ser así, tan sólo es un ejemplo; sin embargo, éste sistema de pensamiento, puede aplicarse a cualquier miedo que tengamos.

Es probable, que tengamos miedo a cambiar de trabajo, es un miedo muy común hoy en día; evidentemente, suele ser por temor a perder una fuente de ingresos, o a cualquier otro cambio, así que ello, va a impedir que completemos una fase de nuestra evolución personal.

Así podríamos definir multitud de miedos que hoy en día nos atan como si fueran bloques de cemento.

Y yo pregunto ¿tan difícil es respirar y lanzarnos? pues claro que sí !!!! seguro que alguno ya estábais pensando que yo iba de pro y me lanzo sin más.

Pues no, soy humano igual que todos vosotros, y como tal, tengo miedos atroces a todo lo que pueda suponer un cambio en mi “rutina”, sin embargo, he aprendido muchas cosas éstos últimos años:

  • a controlar esos miedos
  • a ser tenaz
  • a no rendirme
  • a enfrentarme a los retos
  • a buscar el equilibrio a mi alrededor
  • a rodearme de personas positivas
  • a separarme de las personas negativas o tóxicas
  • a conocerme a mi mismo
  • a querer superarme cada día
  • a crecer todo lo que mi mente me permita
  • a darme cuenta que, si me quedo quieto y el miedo me impide avanzar, estaré condenado al fracaso.

Lo que es ilógico, es saber precisamente eso, que si el miedo nos domina, seguro que perdemos la batalla, y aún sabiéndolo, muchísimas personas permiten ese estancamiento, con una frase tan conocida como: “por si acaso…”

Muchos años he estado a la deriva, aprendiendo a navegar, a vivir y a volar, aprendiendo a usar mis dos alas, y hoy por fin puedo decir que llevo el camino correcto, porque lo siento en mi interior y eso me da fuerzas para seguir adelante y no rendirme a pesar de todo.

No es fácil, muchas veces hace falta ayuda, y para eso estamos los profesionales, pero el resultado bien merece la pena.

Luchad por vuestras vidas y no permitáis jamás que una simple sensación como la del miedo os paralice.

Si quieres escuchar la versión en video de éste post, puedes verla en el VIDEO-BLOG, pincha sobre éste párrafo, y podrás verme hablando de éstos temas !!

y ahora… la versión en Video del Post, perteneciente  al CANAL de YOUTUBE de “Aptitudes Personales”

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *